Canciller Rodríguez: La Constitución venezolana garantiza los Derechos Humanos de nuestro pueblo

Caracas, 17 de septiembre de 2015 (MPPRE).- “Mucho se ha mentido sobre lo que realmente está ocurriendo en la frontera colombo-venezolana, por tal motivo hemos convocado este seminario, para hablar sobre los derechos humanos”, manifestó la Canciller de la República Bolivariana de Venezuela, Delcy Rodríguez al instalar el “Seminario Internacional sobre Derechos Humanos en la frontera: implicaciones del éxodo colombiano a Venezuela” en el Teatro Teresa Carreño.

La titular de la cartera de Exteriores, recordó que la Revolución Bolivariana garantiza los derechos humanos fundamentales del pueblo venezolano.

“No existe Constitución en el mundo como la nuestra, que tutela y garantiza los DD.HH. del pueblo” por lo que “como Gobierno responsable, nos convoca a desmantelar las mentiras de los medios hegemónicos quienes pretenden vender una estafa mediática al mundo”.

Durante su intervención, Rodríguez hizo referencia al origen de los migrantes que hoy existen en Venezuela, quienes huyen de sus tierras por el fenómeno del paramilitarismo, que perturba la paz de tantas familias. “Los migrantes que hoy tenemos en nuestro país, vienen huyendo de la violencia, de un país que no garantizaba sus principales derechos”.

“Nuestra respuesta ha sido una convivencia pacífica con nuestros hermanos colombianos, pues tenemos un origen común, venimos de la Gran Colombia y tenemos el mismo Libertador, Simón Bolívar”
Aseveró, que en Colombia existe un conflicto bélico interno desde hace años atrás, en el que Venezuela ha sido uno de los principales impulsores por un proceso de paz.

“Gracias al Comandante Eterno, Hugo Chávez se inició ese proceso de paz y ahora esa acción continúa con el presidente Maduro y desde aquí, enviamos nuestro más firme compromiso con el proceso de paz en Colombia”.
Rodríguez hizo referencia a la situación de desplazados que se vive actualmente en el Mediterráneo, aseverando que “es el resultado de un modelo capitalista, basado en la explotación de los seres humanos”.

Invitó a la reflexión mundial, a la actuación decidida ante la ola de movilización humana que sufre el mundo. “Una crisis humanitaria por un modelo económico que no es sustentable”.

La Diplomática cerró su discurso resaltando que en el año “2014, nunca se había visto un nivel de migración como el que se vivió en ese año, 60 millones de desplazados en el mundo, eso debe llamar a la reflexión, quienes hoy no tienen acceso a DD.HH. Pero también debe llamar a sumar esfuerzos, a actuar en contra de las causas de este fenómeno mundial, producto de la crisis capitalista, para garantizar los Derechos Humanos”.